Las mejores cosas que hacer en Múnich

Page author

por Hertz - 26 septiembre 2019

Múnich es uno de los destinos preferidos de Alemania. Destaca por su historia, pero también por su belleza natural y patrimonial, además de por su oferta cultural, repleta de museos, y, por supuesto, por albergar cada mes de octubre una cita mundialmente famosa sobre todo para los aficionados a la cerveza: el festival Oktoberfest. Te proponemos alquilar un coche en Múnich y seguir nuestras recomendaciones para que cuando visites la capital de Baviera aproveches al máximo el tiempo y tu viaje.

Una ruta por la historia

La mejor forma de familiarizarse con la ciudad es conociendo su historia. Para eso, te instamos a visitar algunos de sus monumentos más emblemáticos, especialmente la Marienplatz. Se trata de la plaza central de Múnich. Además del ayuntamiento, alberga todo tipo de actos políticos y sociales, como el tradicional mercado navideño.

La Residencia Wittelsbach, también en el centro, es otra de las paradas obligadas para conocer la historia de la ciudad. Y es que en este palacio urbano vivieron duques, príncipes y reyes bávaros. Desde 1920 el público puede visitarlo.

Y si te gustan los castillos, te animamos a alejarte un poco del centro y dirigirte hacia el oeste. Allí encontrarás el palacio Nymphenburg. Fue la residencia estival de los reyes bávaros y su parque es uno de los lugares más bonitos de Múnich.




La hora del picnic

Múnich fue nombrada en 2009 como la ciudad alemana con mejor calidad de vida. Y seguramente sus hermosos y extensos parques tuvieron mucho que ver. Por eso, además del parque de Nymphenburg, deberías visitar El Jardín Inglés. Es uno de los parques urbanos más grandes de Europa y, situado a orillas del río Isar, es un paraje perfecto para pasear, relajarse, disfrutar de un picnic y practicar deporte por el canal.

También es una parada obligada el Olympiapark. Construido con motivo de los Juegos Olímpicos de 1972, es un espacio verde de 300 hectáreas en el que puedes encontrar una pista de patinaje sobre hielo, una piscina cubierta y un acuario. Aun así, su principal atractivo es el Olympiaturm, una torre de 290 metros de altura con un restaurante giratorio y una plataforma para observar el parque desde las alturas.

¿Y qué te parecería visitar un restaurante bávaro con jardín de cerveza? Es una de las cosas que puedes hacer en el parque Luitpoldpark, situado en la zona de Schwabing. Se construyó en 1911 en honor al príncipe Leopoldo de Baviera. Te lo recomendamos ya que no es muy conocido por los turistas. Aquí podrás tomar el sol en verano e, incluso, deslizarte en trineo en invierno.




Los mejores museos

La capital de Baviera también presume de museos interesantes. La oferta es muy amplia y variada. Uno de los más famosos es el NS-Dokumentationszentrum, el centro de documentación sobre la historia de la Alemania nazi. Otra opción, sobre todo si te gustan los coches, es visitar el Museo BMW, dedicado a la historia de los autos y motocicletas BMW. Se encuentra justo al lado de la Torre BMW, otro de los emblemas de la ciudad. Y para los amantes del arte y la antigüedad, Múnich ofrece la llamada “Atenas alemana” o, lo que es lo mismo, el Museo Glyptothek. Alberga algunas de las mejores esculturas y relieves del Mundo Antiguo. Fue encargado por el rey bávaro Luis I, apodado como “el rey loco”, para albergar su colección de esculturas griegas y romanas.




Dónde comprar y comer 

Aunque sin duda es en Navidad cuando Múnich, al igual que el resto de ciudades alemanas, se llena de luces, música y color con el mítico mercadillo navideño de Marienplatz, el resto del año Viktualienmarkt es el mercado más importante. En pleno centro, con una superficie de 22.000 metros cuadrados y más de 140 vendedores, es el sitio ideal para saborear, oler y comprar todo tipo de productos alemanes: fruta, flores, queso, verduras…

No dudes en pedir también alguno de los muchos platos típicos de Baviera, pues la gastronomía es otro de los reclamos de esta ciudad. Codillo, cerdo asado, Kartoffelsalat o ensalada de patata, Kartoffelpuffer (una especie de tortillas de patatas) y las diferentes salchichas especiadas, entre otros muchos menús, te esperan en la mayoría de tabernas y restaurantes de Múnich.

Ya ves que son muchas y muy variadas las cosas que se pueden hacer en la capital bávara. Con 1,5 millones de habitantes, es la tercera ciudad más grande de Alemania, solo por detrás de Berlín y Hamburgo. ¿Todavía dudas si tener un coche para recorrerla y aprovechar todos sus encantos es una buena idea?

Page author

Artículo de Hertz

73 Mensajes